Pequeño Homenaje en el Día Contra la Violencia de Género

Mi mamá me metió en su cuarto, cerró la puerta para olvidar la pelea que estaba dejando en la sala, para olvidar que ya no podía proteger a las hijas casadas y a los hijos que se habían ido de casa a seguir su camino. Me tomó las manos y a mis 7 años me dio las llaves de mi vida: » Tu, de mis hijas, vas a ser una gran profesional, una mujer  que no tenga que estar dependiendo de un hombre».

La firmeza de su voz  se mezclaba con una pequeña súplica, como si me pidiera redimir las afrentas que ella sufrió al no tener sus propios ingresos, o por ser morenita, o por ser pobre.

 A mi mamá también le debo el decirme que sí, que yo podía ser lo que yo quisiera y que nadie era más que yo  ni menos que yo. Supo perdonar los daños del alcoholismo de mi papá y una vez sanados en AA, siguieron juntos para toda la eternidad, con un amor bien bonito que los mantuvo unidos hasta el final.

 Hoy, en el Día Contra La Violencia a la Mujer le levanto la mano a esta campeona de la bondad que supo enfrentar la violencia, ganarle la partida y sembrar en mi la semilla del amor y del valor #Voluntarios #Diacontralaviolenciadegenero

Leave a reply